dimarts, 25 d’agost de 2015

27-S. Sentimientos Vs. Principios (1)

Estoy seguro que no son tantos como dicen, pero para muchos de ellos la independencia es una reivindicación basada en el sentimiento, y al contrario que los principios o los planteamientos ideológicos que pueden ser rebatidos mediante argumentaciones sólidas,  los sentimientos no pueden ser combatidos y vencidos, a no ser que se utilicen técnicas de manipulación, a la que siempre he sido contrario.
 
Y aún así hay quien “continua en sus trece” y sigue utilizando la violencia verbal para controlar esos sentimientos, provocando una reacción que los coloca en el mismo plano que los principios, lo que elimina la potencial efectividad que podría tener la vía argumental.
 
Por eso no entiendo que algunos partidos políticos, a pesar de manifestar su respeto hacia los ciudadanos que por principios o por sentimientos defienden una Catalunya independiente como opción, permitan que algunos de sus responsables locales verbalicen públicamente el menosprecio personal y la crítica negativa como único argumento, alimentando inquinas personales y colectivas que, muy probablemente, tengan un efecto contrario.
 
De sobras conocido es que mi opción nunca ha sido la independencia, y siempre que he tenido la oportunidad he defendido que, a mi modesto entender, no es la opción que mejor respuesta daría a las inquietudes de los catalanes, aunque siempre he considerado legítimo y respetable, desde la libertad en la que como socialista y demócrata  creo, que se esté a favor de esas tesis que, repito, no son las mías, aunque sí las algunos de mis amigos y que, por defenderlas, no han dejado de serlo.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada